Cumbre de América Latina y el Caribe analiza éxito de transformación digital en China

Participantes de la Cumbre  Actividad contó con la asistencia del Presidente de la República

• Bajo el lema “Aprendiendo de los pioneros” representantes de 13 países latinoamericanos compartieron con autoridades chinas conocimientos, oportunidades y retos en la cuarta revolución industrial.

• La evolución reciente del ascenso de China como líder mundial en el uso de tecnologías emergentes como la inteligencia artificial (AI), la realidad virtual y la computación en la nube, fueron algunas de las experiencias analizadas.

• “El desafío es responder a esa dinámica productiva que está cambiando a una velocidad sin precedentes, promoviendo el crecimiento económico”, comentó el presidente de la República, Carlos Alvarado Quesada.

• Para el ministro de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones, Luis Adrián Salazar, “el objetivo del Gobierno del Bicentenario es poder llegar y reunir todas aquellas iniciativas que están atomizadas para generar sinergias de desarrollo de la innovación, pensada para y por el ciudadano”.

Heredia, Miércoles 17 de octubre, 2018. La 5ta Cumbre de Políticas y Conocimiento entre América Latina y el Caribe y China “Aprendiendo de los pioneros: Lecciones sobre el éxito de la transformación digital en China”, fue inaugurada este miércoles en San José, con la participación de representantes de 13 países de la región.

En la actividad, el Presidente de la República, Carlos Alvarado Quesada, compartió su visión de la Costa Rica del siglo XXI, sobre cómo responder a los desafíos planteados por un panorama digital rápidamente cambiante y beneficiarse de las oportunidades emergentes para promover el crecimiento económico.

“A una velocidad sin precedentes, modelos de negocio basados en plataformas digitales y nuevas tecnologías están cambiando radicalmente las dinámicas productivas. Las empresas se están viendo obligadas a adaptarse y cambiar sus estrategias, mediante la adopción y uso de tecnologías digitales para impulsar innovaciones a nivel de producto, proceso y organización. El desafío es responder a esa dinámica promoviendo el crecimiento económico”, puntualizó.

En el encuentro se describió la evolución reciente del ascenso de China como líder mundial en el uso de tecnologías emergentes como la inteligencia artificial (AI), la realidad virtual y la computación en la nube, entre otras. Según Cai Fang, Vicepresidente de la Academia China de Ciencias Sociales, “el país se ha convertido en un laboratorio de pruebas de nuevas tecnologías y está exportando modelos de negocios digitales innovadores”.

La discusión inaugural se centró también en identificar oportunidades de intervenciones públicas para apoyar la transformación digital en América Latina y el Caribe, y explorar colaboración entre instituciones públicas y privadas de la región y China.

Dado el valioso intercambio de experiencias y networking que han generado las anteriores Cumbres de Política y Conocimiento entre América Latina y el Caribe y China, la del 2018 se centró en el desarrollo de nuevos modelos de negocio y tecnologías en la economía digital.

“El objetivo de nuestra gestión como parte del Gobierno del Bicentenario es reunir todas aquellas iniciativas que están atomizadas para generar sinergias de desarrollo donde las cámaras, las universidades y el sector gobierno permitan crear esa triple hélice para poder llevar a cabo el desarrollo de la innovación, pensada para y por el ciudadano”, destacó Luis Adrián Salazar Solís, Ministro de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones (MICITT).
Salazar reconoció el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en este proceso.

En América Latina y el Caribe, si bien hay un creciente apetito en nuevas empresas tecnológicas y están empezando a florecer los esquemas de innovación abierta con un enfoque en la transformación digital, las empresas de ALC están adoptando la transformación a un ritmo más lento y los ecosistemas digitales y de innovación aún son incipientes.

“Las tecnologías digitales pueden traer beneficios a toda la economía en cuanto a mejoras de productividad, oportunidades de negocio, eficiencia, calidad de servicios públicos o de bienestar”, enfatizó Claudia Suaznábar, Especialista Líder Sectorial de la División de Competitividad, Tecnología e Innovación del BID.

Agregó que estos beneficios solo podrán materializarse en aquellos países donde estén presentes factores habilitantes como un cierto nivel de conectividad e infraestructura digital, acceso a talento con competencias digitales, un marco regulatorio digital que facilite el desarrollo y adopción de nuevas tecnologías con base en datos en condiciones seguras a través de normativas de ciberseguridad, protección y privacidad de datos, entre otros.

A su juicio, “Costa Rica presenta indicadores favorables en estos elementos fundamentales y en su capacidad de innovación, para aprovechar el potencial de la transformación digital. Sin embargo, todavía hay espacio para que las tecnologías digitales puedan cambiar muchas áreas de negocios, atender retos sociales y potenciar la formación de talento en tecnologías digitales”.

El evento tuvo lugar en el Hotel Costa Rica Marriott, en San Antonio de Belén, y fue organizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) junto a la Academia China de Ciencias Sociales (CASS, por sus siglas en inglés), el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones (MICITT), y el Gobierno de la República.